Cardenal Rodríguez pide ver el nuevo año con esperanza y fortaleza

Tegucigalpa. A ver el nuevo año con esperanza, entusiasmo y fortaleza, invitó el cardenal Óscar Andrés Rodríguez durante la misa del primer domingo de 2021. El acto litúrgico se desarrolló en la Basílica Menor Nuestra Señora de Suyapa de Tegucigalpa. Además, el líder de la Iglesia Católica en Honduras auguró que en el 2021 se vencerá la pandemia de la Covid-19, algo que dependerá, a su criterio, de la colaboración de los hondureños. “Siguiendo la sabiduría de las orientaciones de (autoridades) Salud y cuidando nuestra salud y la de los seres queridos, podremos vencer”, dijo el cardenal hondureño. Rodríguez recordó también que hay un “mundo de poder y de dinero” que se siente “amenazado” por Jesús. “Se percibe a Dios como un rival que no deja disponer de la vida como les gusta, sensible y materialmente”, agregó. El cardenal exhortó a no mirar a Dios como un rival ya que solo es una amenaza para el egoísmo. Pidió también buscar de Jesús, a quien celebraron su nacimiento el pasado 25 de diciembre. “Hoy es una llamada, así como los magos, que encontremos a Jesús con María y podamos arrodillarnos interiormente y adorarlo”, y continuó: “no podemos menos que ver el nuevo año con esperanza y llenarnos de entusiasmo y fortaleza, este año va a ser distinto aunque todavía esté en el horizonte la pandemia”. Rodríguez concluyó: “invocamos a Jesús luz del mundo para que destruya las tinieblas de la maldad, del egoísmo y del pecado y nos ayude a caminar el nuevo año por sendas de vida nueva”.,

La Prensa

Tegucigalpa.

A ver el nuevo año con esperanza, entusiasmo y fortaleza, invitó el cardenal Óscar Andrés Rodríguez durante la misa del primer domingo de 2021.

El acto litúrgico se desarrolló en la Basílica Menor Nuestra Señora de Suyapa de Tegucigalpa.

Además, el líder de la Iglesia Católica en Honduras auguró que en el 2021 se vencerá la pandemia de la Covid-19, algo que dependerá, a su criterio, de la colaboración de los hondureños.

“Siguiendo la sabiduría de las orientaciones de (autoridades) Salud y cuidando nuestra salud y la de los seres queridos, podremos vencer”, dijo el cardenal hondureño.

Rodríguez recordó también que hay un “mundo de poder y de dinero” que se siente “amenazado” por Jesús.

“Se percibe a Dios como un rival que no deja disponer de la vida como les gusta, sensible y materialmente”, agregó.

El cardenal exhortó a no mirar a Dios como un rival ya que solo es una amenaza para el egoísmo.

Pidió también buscar de Jesús, a quien celebraron su nacimiento el pasado 25 de diciembre.

“Hoy es una llamada, así como los magos, que encontremos a Jesús con María y podamos arrodillarnos interiormente y adorarlo”, y continuó: “no podemos menos que ver el nuevo año con esperanza y llenarnos de entusiasmo y fortaleza, este año va a ser distinto aunque todavía esté en el horizonte la pandemia”.

Rodríguez concluyó: “invocamos a Jesús luz del mundo para que destruya las tinieblas de la maldad, del egoísmo y del pecado y nos ayude a caminar el nuevo año por sendas de vida nueva”.

,