Covid en Honduras en 2021: 33,497 casos positivos y alarma nacional

?Tegucigalpa, Honduras. El Gobierno de Honduras, a través del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos, Sinager, informó en las últimas horas acerca de 669 nuevos casos positivos de covid-19 en el país. La tendencia de positividad avanza hacia cifras alarmantes y preocupan a la población hondureña. Comercios, instituciones y ciudades permanecieron cerradas durante meses; Honduras retornó a una nueva normalidad pero los casos positivos se han multiplicado. Autoridades sanitarias y de emergencia ante la pandemia indicaron que se realizaron 2,083 pruebas de diagnóstico, y aunque no representa el 50% de positividad, siquiera, sí es un aumento significativa en la cifra de positividad diaria. ?Usted puede ver: ‘No queremos morir trabajando’: médicos hondureños claman por vacunas en plantonesEn los últimos informes de Sinager referentes a cifras de casos positivos y decesos por covid, el incremento es sustancial si se compara con 2020. Los decesos se presentan en los 18 departamentos del país y el sistema sanitario nacional se encuentra en la cornisa del colapso. ?El desempleo incrementó los índices de pobreza en el país, producto del embate de la pandemia y las tormentas tropicales Eta e Iota. Cortés y Francisco Morazán se mantienen como los departamentos con mayor incidencia; ambos acumulan casi el 60% de los casos a nivel nacional. Las ciudades, especialmente del Valle de Sula, representan los sitios de circulación desenfrenada en las calles sin adoptar medidas de bioseguridad por parte de los ciudadanos. ?Lea también: ?Hoy se circula con estos dígitos en HondurasEn los departamentos del interior, en tanto, la positividad se reduce debido, entre otras razones, a que tienen menos población. Ninguno supera el 6%, sin embargo, el incremento preocupa a autoridades, población y gremio de profesionales de la salud, debido a que en estas regiones del país, algunas muy remotas, no se cuenta con centros de triaje u hospitales capaces de responder a la demanda incesante de pacientes de la enfermedad. ?El gremio médico y de enfermería ha sufrido la pérdida de decenas de valiosos elementos que están en la primera línea de respuesta ante el virus. A las medidas de bioseguridad, promovidas por autoridades del país, medios de comunicación, organizaciones y campañas municipales, como el uso de cubrebocas, gel antibacterial y distanciamiento social, se suma el de la detección de síntomas de manera individual, en aras de proteger a las personas que no se han contagiado. Honduras, han indicado desde el Gobierno Central, espera la llegada de los primeros lotes de la vacuna anticovid de AstraZeneca a finales de febrero, a través de la iniciativa COVAX, que busca que el medicamento también alcance a países subdesarrollados y en crisis económicas. Al embate de la pandemia en la economía nacional, se sumó el azote que dejaron las tormentas tropicales Eta e Iota. La destrucción causada por lestos fenómenos dejaron a miles de familias hondureñas en la ruina, a comercios destruidos y auyentó a inversionistas extranjeros, lo que ha aumentado dramáticamente las cifras de desempleo en el país.,

La Prensa

?Tegucigalpa, Honduras.

El Gobierno de Honduras, a través del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos, Sinager, informó en las últimas horas acerca de 669 nuevos casos positivos de covid-19 en el país.

La tendencia de positividad avanza hacia cifras alarmantes y preocupan a la población hondureña.

Comercios, instituciones y ciudades permanecieron cerradas durante meses; Honduras retornó a una nueva normalidad pero los casos positivos se han multiplicado.

Autoridades sanitarias y de emergencia ante la pandemia indicaron que se realizaron 2,083 pruebas de diagnóstico, y aunque no representa el 50% de positividad, siquiera, sí es un aumento significativa en la cifra de positividad diaria.

?Usted puede ver: ‘No queremos morir trabajando’: médicos hondureños claman por vacunas en plantonesEn los últimos informes de Sinager referentes a cifras de casos positivos y decesos por covid, el incremento es sustancial si se compara con 2020.

Los decesos se presentan en los 18 departamentos del país y el sistema sanitario nacional se encuentra en la cornisa del colapso.

?El desempleo incrementó los índices de pobreza en el país, producto del embate de la pandemia y las tormentas tropicales Eta e Iota.

Cortés y Francisco Morazán se mantienen como los departamentos con mayor incidencia; ambos acumulan casi el 60% de los casos a nivel nacional.

Las ciudades, especialmente del Valle de Sula, representan los sitios de circulación desenfrenada en las calles sin adoptar medidas de bioseguridad por parte de los ciudadanos.

?Lea también: ?Hoy se circula con estos dígitos en HondurasEn los departamentos del interior, en tanto, la positividad se reduce debido, entre otras razones, a que tienen menos población.

Ninguno supera el 6%, sin embargo, el incremento preocupa a autoridades, población y gremio de profesionales de la salud, debido a que en estas regiones del país, algunas muy remotas, no se cuenta con centros de triaje u hospitales capaces de responder a la demanda incesante de pacientes de la enfermedad.

?El gremio médico y de enfermería ha sufrido la pérdida de decenas de valiosos elementos que están en la primera línea de respuesta ante el virus.

A las medidas de bioseguridad, promovidas por autoridades del país, medios de comunicación, organizaciones y campañas municipales, como el uso de cubrebocas, gel antibacterial y distanciamiento social, se suma el de la detección de síntomas de manera individual, en aras de proteger a las personas que no se han contagiado.

Honduras, han indicado desde el Gobierno Central, espera la llegada de los primeros lotes de la vacuna anticovid de AstraZeneca a finales de febrero, a través de la iniciativa COVAX, que busca que el medicamento también alcance a países subdesarrollados y en crisis económicas.

Al embate de la pandemia en la economía nacional, se sumó el azote que dejaron las tormentas tropicales Eta e Iota.

La destrucción causada por lestos fenómenos dejaron a miles de familias hondureñas en la ruina, a comercios destruidos y auyentó a inversionistas extranjeros, lo que ha aumentado dramáticamente las cifras de desempleo en el país.

,