Honduras: Cero casos por covid-19 reportan centros para menores en conflicto

Tegucigalpa, Honduras. Después de 11 meses de pandemia en el país, uno de los logros más significativos en el área de atención a la salud y bienestar hacia la niñez en conflicto con la Ley se registra 0% de contagio de Covid-19 al interior de los cinco Centros Pedagógicos de Internamiento de Honduras. El Instituto Hondureño para la Atención a Menores Infractores (Inami) informó que priorizó la atención primaria y educación para la salud en 376 menores alojados en los centros especializados del Sistema Especial de Justicia para la Niñez Infractora. Luego de la puesta en marcha de una campaña de descongestionamiento para evitar el contagio masivo, el programa institucional cerró el año anterior, con 276 niños internos; 12,568 atenciones médicas, 1,335 practicas odontológicas y 1,593 exámenes de laboratorio cuyo 20% corresponde a la detección del el Covid-19 en las remisiones de ingreso y el personal de los centros especializados. Además lea: Habilitan tres nuevas oficinas de Protección a la Niñez MigranteOtro logro fue el diseño e implementación de un protocolo de bioseguridad atinente a personas en situación de privación de libertad, avalado por la Secretaría de Gestión de Riesgos y Contingencias Nacionales y el Sistema Nacional de Gestión de Riesgo (Sinager). “Se adquirió de equipo biomédico, medicación básica y especializada, kits de tratamiento Maíz y pruebas rápidas para testear al personal que labora en los centros especializados, incluyendo a los familiares que ingresaron a los centros, tras la activación del protocolo de visitas con motivo de las fiestas navideñas”, detallaron en el informe anual. “También se hizo remodelaciones en la infraestructura como la creación de salas de aislamiento con su respectivo mobiliario, equipo e insumos para la desinfección de áreas comunes y el cuidado personal”. A este esfuerzo institucional se sumó Plan de Honduras, Vision Mundial, USAID, el Comité Nacional Contra la Tortura, Tratos Crueles, Inhumanos y Degradantes (CONAPREV) y la Comisión de la Junta Interventora de Centros Penales y el INAMI. Entregan nuevos profesionalesSegún la data del Instituto Nacional para la Atención a Menores Infractores (INAMI), el 90% de los niños y niñas que en el 2020, ingresaron al Sistema Especial de Justicia para Menores Infractores de Honduras fueron incorporados al Programa de Educación Formal y No Formal que tiene como finalidad educar al niño con un enfoque de derecho humano, con conocimiento y destrezas necesarias para su desarrollo cognitivo y humano. El modelo educativo especializado del Inami se implementa en alianza con el Instituto Hondureño de Educación por Radio (IHER) para certificar el bachillerato en Ciencias y Humanidades y Contaduría y Finanzas, mientras que la Secretaría de Educación a través de sus programas de alfabetización y educación básica para jóvenes y adultos ALFASIC y Educatodos valida el pensum académico de básica y media, respectivamente. En días recientes, el programa institucional certificó a 212 educandos, 15 adolescentes no sabían leer ni escribir; 15 en tercer grado, 15 en cuarto grado; 24 en quinto y sexto; 61 en séptimo, en octavo grado 40 adolescentes; 11 en noveno; 20 en décimo y cuatro en onceavo. “Se logró graduar siete nuevos profesionales en el grado de bachiller; una niña en el Centro Pedagógico Sagrado Corazón de María, dos adolescentes en el centro Jalteva; uno en Renaciendo, uno de Renaciendo-Extensión y por primera vez; dos profesionales del Programa de Medidas Sustitutivas a la Privación de Libertad”, agregaron. Se articuló la Secretaría de Educación, en aras de oficializar un programa de educación formal y no formal diseñado de acuerdo a la experiencia pedagógica del INAMI, con la finalidad que los niños, adolescentes y jóvenes amparados por Sistema Especial de Justicia para la Niñez Infractora, validen su derecho a una educación inclusiva e intercultural capaz de desarrollar competencias cognitivas y sociales con un enfoque en justicia restaurativa y de reinserción social. Inami a diciembre, cerró con un registro de 276 niños y niñas alojados en los Centros Pedagógicos de Internamiento; junto a otros 1300 adolescentes cumpliendo una sanción en libertad asistida con el Programa de Atención a Medidas Sustitutivas.,

La Prensa

Tegucigalpa, Honduras.

Después de 11 meses de pandemia en el país, uno de los logros más significativos en el área de atención a la salud y bienestar hacia la niñez en conflicto con la Ley se registra 0% de contagio de Covid-19 al interior de los cinco Centros Pedagógicos de Internamiento de Honduras.

El Instituto Hondureño para la Atención a Menores Infractores (Inami) informó que priorizó la atención primaria y educación para la salud en 376 menores alojados en los centros especializados del Sistema Especial de Justicia para la Niñez Infractora.

Luego de la puesta en marcha de una campaña de descongestionamiento para evitar el contagio masivo, el programa institucional cerró el año anterior, con 276 niños internos; 12,568 atenciones médicas, 1,335 practicas odontológicas y 1,593 exámenes de laboratorio cuyo 20% corresponde a la detección del el Covid-19 en las remisiones de ingreso y el personal de los centros especializados.

Además lea: Habilitan tres nuevas oficinas de Protección a la Niñez MigranteOtro logro fue el diseño e implementación de un protocolo de bioseguridad atinente a personas en situación de privación de libertad, avalado por la Secretaría de Gestión de Riesgos y Contingencias Nacionales y el Sistema Nacional de Gestión de Riesgo (Sinager).

“Se adquirió de equipo biomédico, medicación básica y especializada, kits de tratamiento Maíz y pruebas rápidas para testear al personal que labora en los centros especializados, incluyendo a los familiares que ingresaron a los centros, tras la activación del protocolo de visitas con motivo de las fiestas navideñas”, detallaron en el informe anual.

“También se hizo remodelaciones en la infraestructura como la creación de salas de aislamiento con su respectivo mobiliario, equipo e insumos para la desinfección de áreas comunes y el cuidado personal”.

A este esfuerzo institucional se sumó Plan de Honduras, Vision Mundial, USAID, el Comité Nacional Contra la Tortura, Tratos Crueles, Inhumanos y Degradantes (CONAPREV) y la Comisión de la Junta Interventora de Centros Penales y el INAMI.

Entregan nuevos profesionalesSegún la data del Instituto Nacional para la Atención a Menores Infractores (INAMI), el 90% de los niños y niñas que en el 2020, ingresaron al Sistema Especial de Justicia para Menores Infractores de Honduras fueron incorporados al Programa de Educación Formal y No Formal que tiene como finalidad educar al niño con un enfoque de derecho humano, con conocimiento y destrezas necesarias para su desarrollo cognitivo y humano.

El modelo educativo especializado del Inami se implementa en alianza con el Instituto Hondureño de Educación por Radio (IHER) para certificar el bachillerato en Ciencias y Humanidades y Contaduría y Finanzas, mientras que la Secretaría de Educación a través de sus programas de alfabetización y educación básica para jóvenes y adultos ALFASIC y Educatodos valida el pensum académico de básica y media, respectivamente.

En días recientes, el programa institucional certificó a 212 educandos, 15 adolescentes no sabían leer ni escribir; 15 en tercer grado, 15 en cuarto grado; 24 en quinto y sexto; 61 en séptimo, en octavo grado 40 adolescentes; 11 en noveno; 20 en décimo y cuatro en onceavo.

“Se logró graduar siete nuevos profesionales en el grado de bachiller; una niña en el Centro Pedagógico Sagrado Corazón de María, dos adolescentes en el centro Jalteva; uno en Renaciendo, uno de Renaciendo-Extensión y por primera vez; dos profesionales del Programa de Medidas Sustitutivas a la Privación de Libertad”, agregaron.

Se articuló la Secretaría de Educación, en aras de oficializar un programa de educación formal y no formal diseñado de acuerdo a la experiencia pedagógica del INAMI, con la finalidad que los niños, adolescentes y jóvenes amparados por Sistema Especial de Justicia para la Niñez Infractora, validen su derecho a una educación inclusiva e intercultural capaz de desarrollar competencias cognitivas y sociales con un enfoque en justicia restaurativa y de reinserción social.

Inami a diciembre, cerró con un registro de 276 niños y niñas alojados en los Centros Pedagógicos de Internamiento; junto a otros 1300 adolescentes cumpliendo una sanción en libertad asistida con el Programa de Atención a Medidas Sustitutivas.

,